Etiquetado de Sustancias Peligrosas

Miércoles, 24 Septiembre   

Dicho esto, tan sólo pretendemos concienciar de la importancia de ciertas normas básicas de higiene en nuestra cocina si no queremos pagar las consecuencias y recordar que: “La cocina es un taller de salud”.

  • Los envases deben estar etiquetados de forma clara, legible y en castellano.
  • Los cierres deben ser fuertes y resistentes para impedir la pérdida de líquido.
  • En la etiqueta debe figurar:

o El nombre común del producto.
o Concentración de la sustancia.
o Nombre y dirección del fabricante.
o Pictogramas e indicaciones de peligro (explosivo, fácilmente inflamable, extremadamente inflamable, tóxico, muy tóxico, corrosivo, nocivo…)
o Advertencia del riesgo que suponen las sustancias peligrosas.
o Consejos de prudencia para su uso. Si no fuese posible por el pequeño tamaño de su etiqueta, deberá incluir un folleto en el que figuren los mismos.


Tags: